INTENTAN ASESINAR POLÍTICAMENTE ABEL MARTÍNEZ CONVIRTIENDOSE EN VÍCTIMA DE UN CRIMEN POLÍTICO.

0

La reciente acción contra Abel Martínez pone en duda la imparcialidad de la justicia, tras ver cómo esta es utilizada para perseguir e intentar asesinar políticamente al actual Alcalde de Santiago, convirtiéndose esto en un vulgar crimen político.

Esta mala y común práctica de la cuál ahora fue víctima quién está siendo considerado el relevo politico y esperanza de los dominicanos, es una práctica fundamental en el ejercicio y para la permanencia indefinida al parecer del Gobierno del PRM.

El allanamiento realizado a Abel Martínez es un problema de toda la sociedad, quedado demostrado con el apoyo que ha recibido por representantes de los diferentes sectores sociales.

Un allanamiento que fue avalado por argumentos incoherente e injustificado los cuales eliminan el “Estado de derecho”, y se convierte en el marco para la sistemática violación de los derechos humanos de los ciudadanos, destrozando la democracia del pais e intentando las autoridades actuales de lograr el control social.

Quedó evidenciado como las autoridades actúan a la ligera y sin régimen de consecuencias, sin importar los daños morales que pueden causar a ciudadanos muchas veces víctimas de expedientes dirigidos y prefabricados como en este caso, en el que han intentado involucrar al Alcalde Abel Martínez personas las cuales no son de su entorno y que no tienen ningún tipo de relación ni cercanía, y peor aún utilizando dos personas, uno de ellos según informaciones públicas extraditado desde el 2009 por el caso paya y el cuál actualmente forma parte del programa de testigos protegidos y el otro que se puso a disposición de la justicia, las cuales desconocen cualquier procedimiento en su contra.

Cuál es la intención de los actores intelectuales y de los actuantes en el caso del allanamiento al Lic. Abel Martínez?…

Será que las actuales autoridades lo ven como una amenaza para pretensiones futuras y buscan como protagonizar un crimen político con el intento de su homicidio político.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.